Instagram o como acabaré un una granja de “Proyecto Hombre”.

Estoy enganchada a Instagram, tengo que reconocerlo. Siempre lo miro antes de acostarme y por la mañana, después de la ducha, me gusta ver cuantos likes he acumulado durante la noche. Publico foto cada día y me encanta pensar qué fotos haré y cuando las publicaré. Tengo que decir que las fotos las publico prácticamente tal cual, que en temas de edición no me entretengo demasiado porque no quiero perder (más) el tiempo.
Tardé mucho en empezar y al principio no le hacía demasiado caso, pero cuando llegué a un número de seguidores que no estaba mal para un negocio como el mío, ya empecé a publicar stories mañana y tarde y una foto en la galería cada día. Y cuando llegué a tener ventas a través de instagram ya me enganché irremediablemente. La verdad es que es un ladrón de tiempo, pero qué bien te lo pasas cuando te lo pasas bien. Ahora aprovecho cualquier excusa para hacer fotos, siempre dentro del contexto de la tienda, todavía no estoy en plan influencer retransmitiendo mi vida por ig. Y creo que no llegaré a eso, pero ahora mismo no estoy para asegurar nada.
Creo que he llegado demasiado mayor para que mi autoestima esté ligada al número de likes, pero sí que es verdad que con instagram tengo pequeñas alegrías y también pequeñas decepciones. No hay que sufrir por mi autostima porque soy hija única y la tengo a prueba de bomba. Pero a veces cuando publico una foto a la que he dedicado un rato y le gusta a poca gente sí que me sabe mal.
También me han pasado cosas chulas, como tener un encargo y hacer stories del proceso de confección y que esto genere más encargos. Y también el hecho de estar conectada con la gente, que alguien te pida algo desde fuera del país y que tú se lo puedas hacer llegar. Y conocer a otra gente que está robando un negocio y crear comunidad. Hay infinidad de cosas positivas y la verdad es que no consigue cansarme. Creo que será una amistad bien larga.

Imagen de www.pexels.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *